FIBROMIALGIA Y LA AMPLIFICACIÓN SENSORIAL.


Fibromialgia y la amplificación sensorial.



La fibromialgia es mucho más que el dolor. Lo más probable es que tengas otros síntomas relacionados con los sentidos que provoquen que tu fibromialgia sea aún más difícil de manejar...



Cuando te hablan de fibromialgia esperas tener músculos dolorosos en todas partes. Incluso si tu malestar fluctúa día a día, este síntoma siempre está presente. El dolor de la fibromialgia se amplifica como si no hubiera un límite máximo. Pero la fibromialgia es mucho más que el dolor. Lo más probable es que tengas otros síntomas relacionados con los sentidos que provoquen que tu fibromialgia sea aún más difícil de manejar.
Hablemos, por ejemplo, de los síntomas relacionados con los sentidos. La mayoría de los pacientes con fibromialgia reconocerá estos síntomas como una fuente adicional de molestia.

Sensaciones de entumecimiento y hormigueo en sus extremidades
Sensaciones de hinchazón
Sensación de que las extremidades están hechas de gelatina
Piel ardiente, como una quemadura de sol, a pesar de que no presenta ningún enrojecimiento o sarpullido visible
Hipersensibilidad a los sonidos fuertes (siempre le está pidiendo a los miembros de la familia que bajen la voz o el volumen)
Los olores te molestan mucho más que a los demás (tu sentido del olfato se intensifica)
Las luces brillantes te molestan, tal vez incluso contribuyan a tu dolor de cabeza, especialmente si caminas en un centro comercial con colores vivos o estas manejando de noche.

Ojos secos y ardientes: a veces duelen tanto que parece que queman, pero tu médico te revisa y no puede encontrar nada malo en ellos y ha descartado los efectos secundarios de los medicamentos.

Sensibilidad a los gustos.


Daniel Clauw, MD, director del centro de investigación de fibromialgia de la Universidad de Michigan cree que hay una alteración en la forma en que el cerebro procesa todos los aportes relacionados con los sentidos, no sólo el dolor. Y, al igual que tus señales de dolor se amplifican en la fibromialgia, también lo son todas tus otras entradas sensoriales para el tacto, la vista, el sonido y el olfato. Esto significa que todo lo que está causando que tu dolor se amplifique también está relacionado con la ampliación de tus otros síntomas sensoriales, y un informe de investigación señala esta conexión.

Los síntomas sensoriales se amplifican con la fibromialgia.


Un estudio realizado por Michael Geisser, Ph.D., también en la Universidad de Michigan, muestra que los niveles de dolor de la fibromialgia están directamente relacionados con estos otros molestos síntomas sensoriales. Los pacientes con un mayor número y gravedad de los síntomas sensoriales (como los mencionados anteriormente) tienden a predecir puntuaciones más altas de dolor, una mayor cantidad de síntomas físicos y una capacidad funcional reducida. En otras palabras, cuanto más se amplifiquen los síntomas sensoriales, peor será la fibromialgia.

Dice Geisser:
Los tratamientos dirigidos a amortiguar el proceso de amplificación sensorial pueden ser más efectivos que atender individualmente cada síntoma molesto.

Él sugiere usar medicamentos que operan sistémicamente para controlar las señales en el sistema nervioso, en lugar de utilizar enfoques locales o tópicos para aliviar los síntomas.


Ciertos agentes que pueden activar el sistema inhibidor del dolor de la médula espinal, como Cymbalta y Savella, también pueden normalizar las sensaciones en otras vías sensoriales
                                                             Geisser
Los medicamentos que funcionan para ayudar a filtrar la cantidad de señales sensoriales que se amplifican en el sistema nervioso también pueden ser beneficiosos. Los ejemplos incluyen Lyrica y Neurontin, que son medicamentos similares en la clase de anticonvulsivos.  Algunos médicos aconsejan tomar una dosis más pequeña que tenga menos probabilidades de causar efectos secundarios y solo tomarla a la hora de acostarse. Cualquiera de las dos drogas debería ayudar con el sueño, mientras que puede atenuar esos molestos síntomas sensoriales.

Si bien la investigación de Geisser ha demostrado que tu nivel de dolor fibro está estrechamente relacionado con la cantidad de síntomas sensoriales con los que estás luchando, hay otras preguntas de investigación que le gustaría explorar como por ejemplo:



Algunos medicamentos pueden ayudar a aliviar los síntomas sensoriales de la fibromialgia.


¿Pueden los medicamentos mencionados anteriormente utilizados para tratar la fibromialgia conducir a mejoras en las pruebas de función auditiva para que los pacientes sean menos sensibles a los sonidos fuertes? ¿Qué sucede con los efectos del medicamento sobre otras sensaciones, como las respuestas a los olores o los estímulos visuales (especialmente las luces brillantes)? Las respuestas a estas preguntas podrían ayudar a concentrarse en los mejores tratamientos posibles para estos molestos síntomas.


Factores que agravan la fibromialgia


El clima (especialmente climas fríos y cambios en la presión barométrica), ambientes fríos o con corrientes de aire, fluctuaciones hormonales (estados premenstruales y menopáusicos), sueño de mala calidad, estrés, depresión, ansiedad y exceso de esfuerzo pueden contribuir a los brotes de síntomas de fibromialgia.

Otras situaciones que empeoran la fibromialgia



Los pacientes con fibromialgia a menudo son sensibles a olores, ruidos fuertes, luces brillantes, algunos alimentos y medicamentos recetados. También puede experimentar: dolor en el pecho no relacionado con el corazón, dificultad para respirar mareo, congestión nasal, períodos dolorosos, palpitaciones vejiga irritable y/o cistitis intersticial, abundante sudoración, sensaciones de hormigueo-entumecimiento, sensibilidades químicas extremas, dificultad para enfocar los ojos y visión borrosa, la sensación de extremidades hinchadas y pesadas,  ojos y boca secos y ardientes.


Recursos:

Geisser Michael E, Strader Donnell Cathy, Petzke Frank, Gracely Richard H, Clauw Daniel J, Williams David A: Comorbid somatic symptoms and functional status in patients with fibromyalgia and chronic fatigue syndrome: sensory amplification as a common mechanism. Psychosomatics 49(3)  :235-42,2008.

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.